Unidad Educativa San Vicente de Paúl

Filosofía

Afirmamos que toda persona es un ser de valor inmensurable con dignidad de hijo de Dios y su relación con el prójimo, consigo mismo y con la naturaleza.
Creemos que el ser humano es un ser social porque tiene necesidad de vivir en comunidad, de manera fraterna y solidaria, por lo que está llamado a construir con Dios libremente una sociedad justa y solidaria mediante su vocación específica; nuestra tarea como educadores es ayudarles a discernir y acompañarlos en su respuesta.

La Unidad Educativa cuenta desde básica inicial hasta bachillerato con amplias áreas verdes y de recreación como con laboratorios y aulas con equipos tecnológicos de avanzada que favorecen la labor educativa.

CRISTIANO-ECLESIAL

Creemos que nuestra educación vicentina centra el espíritu del hombre hacia el cumplimiento de acciones positivas dinamizando su trabajo en la sociedad y en la Iglesia.
Formamos parte de la Iglesia a través de una vivencia cristiana auténtica inspirada por la sabiduría del Espíritu Santo.
Mediante el bautismo recibimos el Espíritu Santo que anima nuestra fe, por tanto todos somos Iglesia dispuestos a la evangelización.
Centramos nuestra vida en el Pentecostés del bautismo a ejemplo de San Vicente de Paúl que nos  impulsa a vivir y a trabajar unidos para alcanzar la santidad.
Como bautizados estamos comprometidos a vivir bajo la acción del Espíritu  Santo las verdades de la Iglesia Católica para orientar la educación hacia la santidad.

VICENTINO

Consideramos que el proyecto educativo evangelizador vicentino es el resultado de un proceso compartido y comunitario, que contribuye a orientar y formar buenas y buenos ciudadanos cristianos con el carisma que legó San Vicente de Paúl.
Promovemos una educación solidaria inclusiva, emprendedora y liberadora (holísticas) desde la Institución que construye fraternidad, buenas relaciones entre todos los miembros, en un clima de respeto, colaboración, convicción, tolerancia, libertad y lealtad, en contraste con los modelos individualistas, competitivos y excluyentes.
Vivenciamos  las virtudes de nuestro fundador San Vicente de Paúl como la sencillez, humildad, generosidad; fomentamos la sensibilidad de la comunidad educativa, en favor de los excluidos de la sociedad, desde la institución educativa se construye relaciones armoniosas con Dios, la naturaleza, consigo mismo y con los demás.

MARIANO

Reconocemos a la Santísima Virgen como la primera discípula, educadora y evangelizadora de la familia.
Promovemos el amor y la devoción a la Virgen María bajo la advocación de la Medalla Milagrosa.
Creemos en María como mediadora y protectora que nos invita a vivir las virtudes de escucha, obediencia y disponibilidad; para acompañar a la niñez y juventud en su proceso de crecimiento.

PEDAGÓGICO

Acrecentamos las capacidades científicas y tecnológicas, fomentando el diálogo y la integración entre los miembros de la comunidad educativa (educación integradora).
Asumimos el proceso enseñanza-aprendizaje como un proceso interactivo continuo desarrollando el espíritu crítico y creativo (educación de calidad).
Incorporamos a la familia en nuestro quehacer educativo con el propósito de que los hijos descubran el verdadero sentido de la vida (familia vicentina educativa).
Promovemos una educación con justicia, caridad y solidaridad, basada en  la pedagogía de San Vicente de Paúl (Pedagogía Vicenciana)